La Juventus sigue escalando posiciones: con una victoria sencilla y contundente en el campo del Bolonia, los bianconeri conquistaron el segundo puesto de la Serie A dejando atrás al Inter, que pasó en menos de 24 horas de ser líder a tercero detrás del Nápoles y de los turineses. Los de Donadoni intentaron un par de veces acercarse a la portería de Szczesny (Buffon, como Cuadrado y Chiellini, no fue ni convocado), pero la Vecchia Signora apagó sus ilusiones entre el minuto 27 y el 36: Pjanic abrió la lata con un lanzamiento de falta de los suyos que se coló por la escuadra, con Mirante imperfecto en su intento de parada. Luego, el mismo bosnio con un pase largo sirvió a Mandzukic en el corazón del área, el exatlético controló con el pecho y, con un zurdazo cruzado, marcó el 2-0.

En la segunda mitad los bianconeri se contentaron con gestionar el ritmo del enfrentamiento, sin conceder peligro ni despeinarse demasiado para sentenciar un partido sin historia. El 3-0 llegó así, con calma: Alex Sandro centró y Matuidi aprovechó el rechace de la defensa rossoblú con una bonita volea zurda que le valió su primera diana en la Serie A.

En el último cuarto de hora hubo espacio también para Dybala (volvió a empezar desde el banquillo), que con su amigo Higuaín buscó varias veces marcar el cuarto, sin éxito. Hubiera sido la guinda del pastel para la rotunda tarde de los juventini, ahora a solo un punto del primer puesto ocupado por el Nápoles. La carrera hacia el legendario séptimo título consecutivo, continúa.

Victoria del Sassuolo y empate de la Fiorentina
La sorpresa de la tarde italiana llegó desde el genovés estadio Marassi, en el que el modesto Sassuolo se impuso por 1-0 gracias a un gol de Alessandro Matri en el minuto 90 ante un Sampdoria que se rindió en casa por segunda vez consecutiva.

Los visitantes dominaron el encuentro, pero sus opciones de ganar parecían haberse acabado después de que Matteo Politano rematara al poste en la primera mitad y fallara un penalti en el 82, antes de que Matri le diera a su equipo tres puntos fundamentales.

El Sassuolo sumó su segunda victoria seguida y se colocó decimoquinto, con 17 puntos y 4 unidades de ventaja sobre el Hellas Verona, que ocupa la última posición que determina el descenso a la Segunda División.

Una zona “roja” de la que logró salir el Génova del técnico Davide Ballardini, que logró un importante empate a cero en el campo del Fiorentina.

Los toscanos gestionaron el ritmo de juego y crearon las mejores ocasiones, pero les faltó acierto goleador y no lograron romper la defensa de los genoveses, lo que les ralentizó en su pugna por una plaza europea.

El Fiorentina es ahora noveno, con 23 puntos, mientras que el Génova suma 14 puntos y tiene un margen de una unidad sobre la zona de descenso.

Por su parte, el Crotone del técnico italiano Walter Zenga triunfó por 1-0 en el estadio Ezio Scida ante el Chievo, en un duelo decidido por una diana del croata Ante Budimir a los 33 minutos de juego, lo que le permitió romper una racha de cuatro derrotas seguidas.

El equipo de la sureña región Calabria se colocó decimosexto, con 15 puntos, mientras que el Chievo sufrió su cuarta derrota del año fuera de casa y se quedó decimotercero, con 21 puntos.